La Seguridad Alimentaria

Qué te parecio el artículo?

Se pueden encontrar diferentes definiciones de Seguridad Alimentaria, pero en general, se habla de esta Seguridad para referirse a una situación en la que una persona tiene acceso, de forma continuada, a alimentos en suficiente cantidad y calidad para satisfacer sus necesidades nutricionales para llevar una vida sana y activa.

El término Seguridad Alimentaria no sólo hace referencia a que los alimentos sean sanos y seguros para el consumidor, sino que incluye la vertiente de la accesibilidad física y económica dentro de los cánones socialmente aceptados.

El concepto de Seguridad Alimentaria incluye diversos aspectos que van desde lo físico hasta lo social y lo económico, pasando por aspectos de regulación de niveles de seguridad:

  • Las personas deben tener física y económicamente a su alcance los alimentos que necesitan para satisfacer sus necesidades nutritivas.
  • Los alimentos disponibles deben ser saludables y seguros para la salud.
  • El precio de los alimentos debe ser asequible para la economía doméstica, permitiendo el remanente económico necesario para llevar a cabo las actividades normales de cualquier ciudadano.
  • La accesibilidad a los alimentos debe ser en condiciones socialmente no denigrantes, es decir, sin necesidad de acudir a bancos de alimentos, ONGs, o sencillamente buscar en la basura.
  • Además, desde un punto de vista social, los alimentos disponibles deben ser los socialmente aceptados en la cultura de la región donde se vive.
  • Todas estas condiciones deben darse de forma continuada y con expectativas de mantenimiento en el futuro.

La falta de esta Seguridad puede ser crónica o transitoria. Cuando tiene un carácter crónico, las personas que la sufren están en un estado altamente vulnerable de hambruna y malnutrición, típica situación de los países pobres, lo que desgraciadamente afecta a la mayoría de la población mundial.

Las principales causas de la falta de Seguridad Alimentaria son:

  • La escasez de agua: las reservas de agua del planeta disponibles para producción agrícola es un problema que cada día afecta a un mayor número de países y las consecuencias sobre la cantidad de alimentos disponibles son inmediatas.
  • La degradación de los suelos: los suelos necesitan una calidad en su composición para ser fértiles y aprovechables para la agricultura, pero los cultivos intensivos están haciendo que un porcentaje importante de la tierra agrícola del mundo se esté convirtiendo en no fértil.
  • La contaminación atmosférica y el cambio climático también afectan negativamente a la calidad y cantidad de alimentos producidos.
  • El incremento demográfico: la explosión demográfica, a nivel mundial, producida en las últimas décadas, hace que sea cada vez más difícil disponer de la cantidad de alimentos necesarios para abastecer a la población.

La falta de Seguridad Alimentaria tiene unos efectos catastróficos sobre la salud de las personas que la sufren, en todas las vertientes de su existencia, como son la propia vivencia de la hambruna, la exclusión social y laboral, las secuelas psicológicas y las devastadoras consecuencias sobre la salud.

Entre los trastornos médicos más frecuentes que acompañan a la inseguridad alimentaria están la pérdida de masa y peso corporal, la debilidad muscular y los fallos de órganos vitales. Los efectos son especialmente traumáticos en la población infantil, ocasionando retrasos en el crecimiento, trastornos del tracto digestivo que se vuelven irrecuperables y raquitismo, además de alteraciones en el desarrollo cognitivo.

Todos los mencionados problemas pueden afectar a los dos géneros, pero aqueja de manera más intensa a las mujeres por varios motivos, como son las peores condiciones de acceso a terrenos de cultivo, la mayor dedicación al cuidado de la familia, el acceso discriminatorio al alimento dentro de la propia familia, o las mayores necesidades de alimento durante el embarazo y lactancia.

A nivel geográfico, las regiones que más padecen la falta de Seguridad Alimentaria son los países del tercer mundo y, en particular aquellos que han sufrido adversas condiciones meteorológicas y los que padecen situaciones de guerra y conflicto social.

La Seguridad Alimentaria se ha convertido en un problema grave a nivel mundial y son varios los organismos internacionales cuya principal misión está relacionada con esta cuestión, entre los que destaca la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y Alimentación (FAO), especialmente mediante el Comité de Seguridad Alimentaria Mundial (CSA).

Resulta un gran paradigma que en una época como la actual en la que los alimentos están disponibles en gran abundancia y calidad en determinados países y para determinados segmentos de la población, la situación a nivel mundial sea tan alarmante, haciendo que algo tan básico para las personas sea uno de los principales problemas a los que nos enfrentamos en pleno siglo XXI.

Sin duda es mucho el trabajo por realizar para cambiar esta realidad y que la Seguridad Alimentaria se convierta en un derecho para toda la población mundial.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.